PostHeaderIcon Cambio legislativo en la Ley de Propiedad Intelectual

Los artistas podrán beneficiarse cuando se revendan sus obras.

Asturias también reclama el pago de producción por participar en muestras.


 

El Ministerio de Cultura ha iniciado los trámites para modificar un artículo de la Ley de Propiedad Intelectual y garantizar así que los autores de obras de arte gráficas y plásticas tengan una participación económica en la reventa de las mismas. Para los artistas asturianos, esta es sólo una de las numerosas asignaturas pendientes que es preciso superar.

La de la reventa es una de las cuestiones que, según informó ayer el Ministerio de Cultura en una nota, están tratando los responsables de ese departamento en el trámite de audiencia a los sectores interesados sobre el anteproyecto de ley por el que se modifica el artículo 24 del Texto Refundido de la Ley de Propiedad Intelectual, relativo al derecho de participación. Este derecho, también conocido como droit de suite , pretende garantizar a los artistas plásticos una participación económica en el precio de reventa de sus obras, "siempre que la reventa se efectúe por un profesional del mercado del arte", se añade en la nota. Aunque este derecho se encuentra reconocido en el ordenamiento jurídico español desde 1987, no siempre se cumple y la redacción del anteproyecto obedece a la necesidad de ajustar su contenido a lo dispuesto por la directiva del Parlamento Europeo y del Consejo, aprobada en 2001 y relativa al derecho de participación en beneficio del autor de una obra de arte original.

Las asociaciones de artistas no quieren que este cambio se limite a calcar la situación actual, sino que reclaman modificaciones. Florenci Guntin, coordinador de la Unión de Asociaciones de Artistas Visuales, que es la federación del sector, aclara que se pide que este derecho se obtenga de manera sistemática y no sea necesaria la reclamación de cada uno de los autores; además, se intenta que, en lugar de la tasa del 3% actual, se aplique una tabla progresiva, de manera que, cuanto más bajo sea el precio de venta, el porcentaje de beneficio sea más alto.

Además, el actual umbral de cobro por reventa está en las piezas que tienen un precio a partir de 3.000 euros y se intenta rebajar esa cota para que no beneficie únicamente a los artistas más cotizados.

El asturiano Luis Fega es el presidente de la asociación madrileña, Artistas Visuales Asociados de Madrid, y también preside, en funciones, la unión nacional. El asegura que hay muchas reclamaciones encima de la mesa. Además del pago por reventa, está la petición de rebajar el impuesto fiscal para abaratar las obras de arte y, en general, atender a la peculiaridad de esta profesión a la hora de la fiscalidad: "Aquí se puede ganar una cifra alta un año, y luego estar otros tres sin ingresos; así que se pide un prorrateo. Además, si una institución compra una obra de arte se exige al autor que esté dado de alta en autónomos y, si se trata de un joven, a veces registrarse como tal le supone pagar más de lo que va a ingresar".

En ese suma y sigue de demandas, Fega incluye la Ley de Mecenazgo, o la regulación de los premios: "a veces ni se asegura la obra; se indica en las bases que los organizadores no se harán cargo de los desperfectos"; también la reclamación de que estén representados en ciertos órganos: "En el Patronato del Centro Reina Sofía no hay ni un solo artista".

TRABAJO GRATIS. En Asturias todos estos problemas también están presentes. Así lo dice Consuelo Vallina, presidenta de la Asociación de Artistas Visuales de Asturias, que plantea otra de las reclamaciones, la del derecho de producción. "Eso está empezando a cambiar, pero es que, hasta ahora, se hace --por ejemplo-- una exposición colectiva y el artista no cobra porque se supone que se beneficia de la visibilidad de su obra, pero eso no ocurre con otros profesionales".

"Cantidad de veces, cuando expones en una institución, te dicen que tienes que dejar una obra", añade Fega. "En otro tipo de profesiones, teatro, música... los artistas llegan, actúan, cobran y se van. En el arte no se valora el trabajo del autor, pero poco a poco va logrando que se le reconozca", añade.

Son muy pocos los creadores plásticos que pueden vivir de su trabajo. Fega dice que, en la comunidad de Madrid son, apenas, un 10% del total, "Y, paradójicamente, el dinero que se mueve en cultura, aquí, está por encima del sector textil, del químico, o del informático, por decir algunos".

22/05/2008 Efe/Georgina Fernández
 

(C) 2010 Asociación de las Artes Visuales de Asturias. Términos y condiciones de uso